LA CONTABILIDAD FISCAL SI EXISTE EN COLOMBIA (II)

LA CONTABILIDAD FISCAL SI EXISTE  EN COLOMBIA (II)

 

Luego de navegar muy rápidamente por la historia de la regulación contable fiscal primero y la contable comercial después en Colombia, podremos diferenciar los modelos que coexisten hoy en día y evaluar preliminarmente que nos espera luego de converger hacia IFRS.

 

Lo cierto es que existe regulación contable fiscal, con parámetros técnicos propios que han venido desarrollándose de antes de existir la regulación contable comercial e incluso con posterioridad. Lo que sucede es que al no existir un marco conceptual de regulación contable fiscal independiente, los estudios comparativos son referidos a casuística individual en la mayoría de eventos. Para comenzar el estudio abordaremos los parámetros fiscales sobre reconocimiento de ingresos, costos y deducciones.

 

La regla general de reconocimiento fiscal para ingresos, costos y deducciones, es la de caja, y la excepción son los contribuyentes que llevan contabilidad por el sistema de causación.

 

En el caso de ingresos la norma escrita en el artículo 27 del ETN, determina lo siguiente: “Se entienden realizados los ingresos cuando se reciben efectivamente en dinero o en especie, en forma que equivalga legalmente a un pago, o cuando el derecho a exigirlos se extingue por cualquier otro modo legal distinto al pago, como en el caso de las compensaciones o confusiones. Por consiguiente, los ingresos recibidos por anticipado, que correspondan a rentas no causadas, solo se gravan en el año o período gravable en que se causen. Se exceptúan de la norma anterior: a) Los ingresos obtenidos por los contribuyentes que llevan contabilidad por el sistema de causación. Estos contribuyentes deben denunciar los ingresos causados en el año o período gravable, salvo lo establecido en este estatuto para el caso de negocios con sistemas regulares de ventas a plazos o por instalamentos;…”

 

En el mismo sentido se escribió la regla general de reconocimiento por caja para los costos y deducciones. El artículo 58 del ETN estableció que “los costos legalmente aceptables se entienden realizados cuando se paguen efectivamente en dinero o en especie o cuando su exigibilidad termine por cualquier otro modo que equivalga legalmente a un pago. Por consiguiente, los costos incurridos por anticipado solo se deducen en el año o período gravable en que se causen. Se exceptúan de la norma anterior, los costos incurridos por contribuyentes que lleven contabilidad por el sistema de causación, los cuales se entienden realizados en el año o período en que se causen, aun cuando no se hayan pagado todavía”

 

Para las deducciones en el artículo 104 del ETN, se entienden realizadas “las legalmente aceptables, cuando se paguen efectivamente en dinero o en especie o cuando su exigibilidad termine por cualquier otro modo que equivalga legalmente a un pago. Por consiguiente, las deducciones incurridas por anticipado solo se deducen en el año o período gravable en que se causen. Se exceptúan de la norma anterior las deducciones incurridas por contribuyentes que lleven contabilidad por el sistema de causación, las cuales se entienden realizadas en el año o período en que se causen, aun cuando no se hayan pagado todavía.”

 

En los años 60, la Ley 81 de 1960, estableció los efectos fiscales por cambiar el sistema de reconocimiento contable de caja a causación (Parágrafo 1 Artículo 24 de la mencionada Ley 81). Este cambio en la época fue muy fuerte porque implicaba incluir cuentas por cobrar, cuentas por pagar y otros rubros que incluían conceptos antes no incorporados en los estados contables y que tenían a su vez efectos fiscales.

 

Pero por ahora (Julio 2012) precisemos algunas desviaciones de lo que parecieran ser dos conceptos iguales en la contabilidad comercial y la contabilidad fiscal, pero que en realidad no lo son: “la causación”. Como sólo se permite fiscalmente “las legalmente aceptables”, en varios conceptos su deducción se basa en el pago y no en la causación, tales como los impuestos pagados (artículo 115 del ETN), los pagos a profesionales independientes – norma sin reglamentar -  (parágrafo 2 artículo 108 del ETN), los pagos de aportes parafiscales (Artículo 114 ETN), entre otros ejemplos que en la contabilidad fiscal se distancian del reconocimiento basado en la causación. A su vez pudieran existir restricciones impuestas para control fiscal, tales como por ejemplo que no todos los impuestos sean deducibles o que los gastos laborales para que sean aceptados deban cumplir con los requisitos de aportes a la seguridad social y de aportes parafiscales.

 

 

Cordialmente,

 

GABRIEL VASQUEZ TRISTANCHO

Columnista Vanguardia Liberal

Socio Impuestos Baker Tilly Colombia

E-mail:  [email protected]

Bucaramanga, 23 de julio de 2012

 

Fecha: 
Lunes, Julio 23, 2012
Tema del documento: 
Título: 
LA CONTABILIDAD FISCAL SI EXISTE EN COLOMBIA (II)

Todos los derechos reservados - Asociación Centro Interamericano Jurídico-Financiero ©  2000 - 2014